Marte gana las elecciones catalanas

Tras meses de crisis institucional, los ciudadanos de Cataluña han sido convocados a unos comicios para elegir, de nuevo, a sus representantes en el gobierno autonómico. Este evento tan decisivo para la coyuntura política actual y sus consecuencias, pueden ser considerados como cualquier otro a la luz de la interpretación astrológica.

El astrólogo humanista Dane Rudhyar considera la carta o el mapa astrológico como un «conjunto de potencialidades puestas en circulación en el primer acto de la manifestación». Levantamos la carta natal de un individuo en el instante del primer aliento, su primera actividad independiente como ser, pero podemos contemplar desde ahí todo un proyecto de realización vital, además del hecho del nacimiento en sí. Partiendo de esta consideración básica, en cualquier carta astral no solo vemos reflejado el momento del inicio, sino también su capacidad de realización, lo que se puede derivar de ese comienzo.

Elecciones catalanas
Tomemos en el caso que nos ocupa ahora la carta de este evento, el de las elecciones al Parlamento de Cataluña del 21 de diciembre de 2017, levantada a la hora de su inicio, a las 9 a.m.; esto es, cuando se abren los colegios electorales en toda la comunidad autónoma.  Esta carta nos muestra un potencial que se empieza a generar en el instante en el que comienzan las votaciones y acaba con los resultados obtenidos tras el recuento de los votos.

En esta carta destaca principalmente el hecho de que todos los planetas se acumulen en el hemisferio este u oriental, formando además el modelo planetario que conocemos como taza, en el que los diez planetas están contenidos en un ángulo de unos 180º, ocupando la mitad de la carta aproximadamente. Cuando los planetas se alinean siguiendo un determinado modelo, cobran una fuerza especial, es como si todos ellos se pusieran a trabajar en equipo. La sinergia generada por el patrón taza siente que tiene una misión que cumplir y toma el control de su propio destino. El cabecilla del grupo, el punto focal, lo que Robert Jansky llama el planeta guía, es Marte, erigiéndose en líder de la causa que siente encomendada y llegando en primer lugar a la casa X, al gobierno –Júpiter llegará tras él–, y es justo ahí donde va a mostrar su liderazgo en el signo de Escorpio, en su propio domicilio. Pero… ¿a quién representa ese Marte?

Marte es el planeta que se exalta en Capricornio, el signo del Ascendente, y el nacionalismo no es otra cosa que una exaltación de la personalidad, una reafirmación de la propia identidad que persigue la independencia como fin último. Será, por tanto, una fuerza nacionalista la que gane ese día en las urnas. Para ello cuenta con el recurso del trígono con Neptuno: la fuerza y capacidad de liderazgo de Marte luchando por unos ideales que captan las necesidades colectivas.

Como decíamos más arriba, el patrón taza siente que tiene una misión que cumplir, tiene una dirección clara y un objetivo concreto, pero la fuerza de ese modelo planetario reside en que se produzca o no la oposición entre los dos planetas limítrofes de la taza, en este caso entre Marte y Urano. La oposición nos confronta con el otro, crea una fuerte polaridad que puede conducir a la ruptura, pero también confiere la energía suficiente para salvar obstáculos, para integrar fuerzas y llegar a un compromiso. En este caso no se realiza la oposición y, sin esta oportunidad, Marte encuentra más difícil el logro de la misión: formar gobierno en solitario. Será necesario buscar apoyos para ese fin.

Por otro lado, Mercurio se encuentra retrógrado y cualquier acuerdo derivado de este evento resultará complicado. Tenemos el precedente de las elecciones catalanas de 2015 en las que Mercurio también se encontraba retrógrado y el acuerdo entre los partidos para la investidura del president se produjo in extremis.

Por último debemos destacar la cuadratura aplicativa entre Luna y Marte, reflejo del conflicto entre la fuerza más votada y el pueblo, que pone de relieve una gran tensión, un enfrentamiento entre esa fuerza ganadora y al menos una parte de la dividida sociedad catalana.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s